Yamaha Tracer 9 y 9 GT: sport touring de nueva generación

La casa de Iwata actualizó completamente su gama sport touring de media cilindrada con cambios que van desde el nombre hasta el motor pasando por aspectos como la ergonomía y la electrónica.

Yamaha Tracer 9 2021

Yamaha Tracer 9 2021

Yamaha Tracer 9 GT

Yamaha Tracer 9 GT

La Yamaha Tracer 900 llegó a Europa en el año 2015 y cambió la forma en que muchos conductores percibían la clase Sport Touring. La Tracer 900 original, ofrecía un mix entre el rendimiento de una moto deportiva junto a una interesante capacidad de turismo de larga distancia. Por esto y gracias a su agilidad para los desplazamientos urbanos, se convirtió en un gran éxito al atraer a muchos nuevos clientes de todas las edades y de diferentes segmentos.

Seguida por el modelo EU4 de segunda generación en 2018, la Tracer 900 se consolidó como la moto número uno de la clase Sport Touring, vendiendo el triple de unidades en comparación con otros modelos.

Cinco años después del lanzamiento del modelo original y con la llegada de la normativa Euro5, Yamaha presentó dos versiones completamente nuevas diseñadas para reafirmar la posición del modelo en el segmento. Se trata de la Yamaha 9 Tracer y su hermana más equipada, la 9 Tracer GT: dos motos que se mantienen fieles a la filosofía de «Corazón deportivo, alma touring» pero que ahora son más potentes y más ligeras.

Ambos modelos son evoluciones de la Yamaha 900 y cuentan con el mismo motor de tecnología crossplane CP3 de 890 cc que equipa la Yamaha MT-09 2021. Este motor es capaz de erogar 119 CV de potencia máxima (4 CV más de lo que ofrecía la 900 anterior) y 93 Nm de torque. Además, es 1,7 kilos más ligero que su predecesor.

NOTA RELACIONADA:  Triumph Boneville 2021: una clásica familia británica

En cuanto al chasis, las dos versiones están estructuradas sobre un marco Deltabox de aluminio fundido a presión CF sobre el cual fue reposicionado el motor, que ahora está montado en un ángulo más vertical de 52,3º, frente a los 47,5º del modelo anterior. Esto mejora el equilibrio general del ligero chasis CF para ofrecer un mayor grado de retroalimentación de la superficie desde la parte delantera, así como una mayor sensación de tracción delantera en las curva. Además, cuentan con un basculante de aluminio ligero completamente rediseñado, un nuevo embrague A&S y un nuevo sistema tanto de admisión como de escape.

Por último, en la Yamaha Tracer 9 también cuenta una IMU de 6 ejes, acelerador electrónico, nuevos controles de ayuda electrónica (ver ficha técnica), nuevas llantas aligeradas con neumáticos Bridgestone Battlax T32 y una nueva instrumentación.
Por su parte, la versión GT incorpora suspensiones electrónicas KYB, control de crucero, cambio semi-automático, luces direccionales, puños calefactables y maletas rígidas laterales, entre otras cosas.

Por último, es de destacar que Yamaha también anunció la Tracer 7 GT con cambios ergonómicos (es más alta y más ancha), nueva protección aerodinámica, asiento rediseñado y y dos maletas laterales de 2o litros cada una.

Fuente/s: Exclusivomotos

Fuente/s: Exclusivomotos