MV Agusta Stradale 800, experiencia combinable

La MV Agusta Stradale 800, lanzada en el pasado Salón de Milán, promete ser una sport-touring muy versátil que no renuncia al dinamismo ni a la practicidad de uso. La agilidad de la nueva MV Augusta es la principal característica de su personalidad, con una frenada y una aceleración muy marcadas. La nueva Stradale 800 combina la experiencia de distintos modelos para ofrecer una original fórmula de conducción, ya que el chasis fue específicamente concebido para esta nueva sport turismo. Los 1.460 milímetros distancia entre ejes de la de la MV Agusta Rivale fueron ampliados 30 milímetros, gracias a la prolongación del basculante, para mejorar la tracción. Su chasis de acero multitubular ALS se completa con el basculante monobrazo de aluminio. Para asegurar la máxima eficacia en las distintas condiciones de conducción, en la nueva Stradale 800 de prestó gran atención al diseño de las suspensiones, de modo que la horquilla invertida Marzocchi, de 150 mm de recorrido, es ajustable en compresión, extensión y precarga. La posición de conducción es inédita en la gama MV Agusta. La menor altura de asiento, de 870 mm, es 10 mm inferior a la de la Rivale y ello mejora notablemente la manejabilidad y

La MV Agusta Stradale 800, lanzada en el pasado Salón de Milán, promete ser una sport-touring muy versátil que no renuncia al dinamismo ni a la practicidad de uso.

La agilidad de la nueva MV Augusta es la principal característica de su personalidad, con una frenada y una aceleración muy marcadas. La nueva Stradale 800 combina la experiencia de distintos modelos para ofrecer una original fórmula de conducción, ya que el chasis fue específicamente concebido para esta nueva sport turismo.

Los 1.460 milímetros distancia entre ejes de la de la MV Agusta Rivale fueron ampliados 30 milímetros, gracias a la prolongación del basculante, para mejorar la tracción. Su chasis de acero multitubular ALS se completa con el basculante monobrazo de aluminio.

Para asegurar la máxima eficacia en las distintas condiciones de conducción, en la nueva Stradale 800 de prestó gran atención al diseño de las suspensiones, de modo que la horquilla invertida Marzocchi, de 150 mm de recorrido, es ajustable en compresión, extensión y precarga.

La posición de conducción es inédita en la gama MV Agusta. La menor altura de asiento, de 870 mm, es 10 mm inferior a la de la Rivale y ello mejora notablemente la manejabilidad y su ergonomía, favoreciendo el control y el confort de conducción.

El frontal de la MV Agusta Stradale incorpora una cúpula envolvente y fácilmente regulable. El tanque aumenta su capacidad con respecto a la Rivale, siendo ahora su capacidad de 16 litros (más 4 litros para la reserva), lo que supone periodos más prolongados entre recargas.

De serie se incluyen dos maletas laterales, que integran sendos grupos ópticos traseros. Esta solución supone una clara ventaja al contar con su propio alumbrado, que sustituye a los pilotos instalados en la estructura de la moto, y mejora la visión de la Stradale desde detrás y los laterales, mientras que en la parte delantera la máxima visibilidad está garantizada por intermitentes sobre los cubremanos.

NOTA RELACIONADA:  No es un juguete: BMW y LEGO crean moto voladora

El motor tricilíndrico de 798 cc y ya utilizado en otros modelos de MV Agusta fue adaptado a la Stradale. Ofrece 115 CV a 11.000 rpm de potencia y 78,5 Nm a 9.000 rpm de par motor.

En este motor destaca el cigüeñal contra rotante, que reduce inercias en los cambios de dirección, favoreciendo una conducción más ágil. La nueva MV Agusta cuenta también con circuito de refrigeración y circuito de aceite perfectamente integrados, que favorece el diseño compacto, un peso más reducido y una mejor apariencia.

La Stradale trae de fábrica el cambio secuencial más avanzado del mercado. El accionamiento de la palanca de cambios, además de contar con asistencia electrónica, no hace necesaria la coordinación con el embrague, tanto insertando como reduciendo marchas. El embrague de accionamiento hidráulico permite cambios de velocidades suaves y de mayor precisión.

La moto cuenta además con el sistema de seguridad ABS Bosch 9 plus, con sistema RLM (Rear wheel Lift-up Mitigation), que evita que la rueda trasera pierda contacto con el suelo en caso de fuerte deceleración.

El Sistema de control electrónico MVICS (Motor & Vehicle Integrated Control System) reúne múltiples funciones: Desde el acelerador Ride By Wire, hasta los cuerpos de acelerador Mikuni; desde el control de inclinación, hasta la disponibilidad de cuatro mapas de potencia.

Con esta electrónica, la moto puede adaptarse a distintas situaciones de la conducción, con curvas específicas de potencia y par motor. El mapa “Sport” proporciona 115 CV, acentuando las prestaciones y generando el característico “buzz” de cada auténtica MV Agusta. El mapa “Normal” regula la potencia a 90 CV, junto a una respuesta más suave del acelerador. Y pulsando el modo “Lluvia”, el MVICS da prioridad a la seguridad y transfiere la potencia al asfalto de la forma más progresiva posible.

La gama de colores disponible combina rojo/plata, blanco perla/gris aviación y bronce/blanco perla.

http://youtu.be/UCyy4Jbpt1c

 

Fuente: MV Agusta/España

Fuente/s:

Fuente/s: