Honda recordó a Marco Simoncelli en Glemseck 101

La marca del ala homenajeó al piloto de MotoGP, difunto en el Gran Premio de Sepang 2011, con un modelo conmemorativo presentado en Glemseck 101, Alemania, una de las exposiciones Custom más grandes de Europa. Honda llevó ocho motos a la concentración de Café Races, que a la vez es una serie de carreras de Drags. Glemseck 101 tuvo lugar el pasado fin de semana en la localidad de Leonberg, Alemania. Entre los modelos del ala dorada se destacó una la CB1100TR con una placa que detallaba el número 58 en rojo, al igual que el utilizado por el italiano Marco simoncelli, fallecido en el GP de Sepang 2011. NOTA RELACIONADA:  KTM comercializará un modelo réplica de la moto de Jeffrey HerlingsEl diseño recuerda a las superbikes de los años setenta, decoradas con los colores rojo, azul y blanco pertenecientes a Honda Racing, sin faros y con una ideología de carrocería sumamente Naked. Otras características son su manubrio alto, asiento monoplaza, horquilla invertida, frenos con pinzas Brembo monoblock radiales y muchos componentes de competición. La firma japonesa también expuso una CB1100EX y una Rebel 500 entre los modelos de última generación, mientras que las otras cuatro unidades estaban basadas en motos

La marca del ala homenajeó al piloto de MotoGP, difunto en el Gran Premio de Sepang 2011, con un modelo conmemorativo presentado en Glemseck 101, Alemania, una de las exposiciones Custom más grandes de Europa.

Honda llevó ocho motos a la concentración de Café Races, que a la vez es una serie de carreras de Drags. Glemseck 101 tuvo lugar el pasado fin de semana en la localidad de Leonberg, Alemania. Entre los modelos del ala dorada se destacó una la CB1100TR con una placa que detallaba el número 58 en rojo, al igual que el utilizado por el italiano Marco simoncelli, fallecido en el GP de Sepang 2011.

NOTA RELACIONADA:  Mercado de accesorios: Acerbis presenta un paramanos futurista y universal

El diseño recuerda a las superbikes de los años setenta, decoradas con los colores rojo, azul y blanco pertenecientes a Honda Racing, sin faros y con una ideología de carrocería sumamente Naked. Otras características son su manubrio alto, asiento monoplaza, horquilla invertida, frenos con pinzas Brembo monoblock radiales y muchos componentes de competición.

La firma japonesa también expuso una CB1100EX y una Rebel 500 entre los modelos de última generación, mientras que las otras cuatro unidades estaban basadas en motos vintage de los setenta y ochenta, como dos CX 500, una CB250 y una CB750.

Fuente/s: exclusivo motos

Fuente/s: exclusivo motos