“Alfredo”, un homenaje a Freddie Spencer

El concesionario Honda Hakuba de Santander, España, resultó ganador del Garage Dreams Contest, competencia de motos modificadas que reunió a los exponentes más importantes de la escena custom de España y Portugal. El certamen que finalizó en el Salón Vive la Moto de Barcelona tenía como única exigencia que los participantes trabajaran sobre una moto CB1000R de la casa del ala dorada. Así nació “Alfredo”, un homenaje a la unidad que utilizó el estadounidense Freddie Spencer en sus comienzos en el mundial de 500 cc. Loren Vidal, gerente del concesionario Honda Hakuba Motor, explicó el porqué del nombre Alfredo a su creación: “Para reforzar el efecto sorpresa en el concurso, ninguno de los participantes podíamos desvelar el diseño gráfico ni el proyecto que íbamos a hacer. Como nuestra idea era rendir un homenaje a Freddie Spencer, pensamos en llamar Alfredo a nuestro proyecto, sin caer en ese momento que la traducción de Freddie era más bien Federico, no Alfredo. Pero como nos gustó el nombre al final decidimos no cambiar”. NOTA RELACIONADA:  El mal uso del casco y sus consecuenciasA grandes rasgos, este proyecto tuvo un arduo trabajo estético para lograr una similitud con el diseño al que homenajea, el

El concesionario Honda Hakuba de Santander, España, resultó ganador del Garage Dreams Contest, competencia de motos modificadas que reunió a los exponentes más importantes de la escena custom de España y Portugal.

El certamen que finalizó en el Salón Vive la Moto de Barcelona tenía como única exigencia que los participantes trabajaran sobre una moto CB1000R de la casa del ala dorada. Así nació “Alfredo”, un homenaje a la unidad que utilizó el estadounidense Freddie Spencer en sus comienzos en el mundial de 500 cc.

Loren Vidal, gerente del concesionario Honda Hakuba Motor, explicó el porqué del nombre Alfredo a su creación: “Para reforzar el efecto sorpresa en el concurso, ninguno de los participantes podíamos desvelar el diseño gráfico ni el proyecto que íbamos a hacer. Como nuestra idea era rendir un homenaje a Freddie Spencer, pensamos en llamar Alfredo a nuestro proyecto, sin caer en ese momento que la traducción de Freddie era más bien Federico, no Alfredo. Pero como nos gustó el nombre al final decidimos no cambiar”.

NOTA RELACIONADA:  Signos de recuperación: el mercado creció el 13,5 % en agosto

A grandes rasgos, este proyecto tuvo un arduo trabajo estético para lograr una similitud con el diseño al que homenajea, el cual se nota en su nueva paleta de colores que se replica en el tanque y en parte del chasis. Además, el asiento fue reducido y acompañado por un colín que le da un aspecto mucho más deportivo a la unidad. Como no podía ser de otra manera, el dorsal número 3 se muestra en los laterales y arriba del faro principal, sobre un fondo amarillo, que evoca a los portanúmeros de la década de los ’80 y ’90.

Fuente/s:

Fuente/s: