Bandit9 Eve 2020: estilo descabellado

Bandit9 es una empresa que ganó relevancia gracias a sus radicales diseños, que están lejos de lograr un gran rendimiento, pero que llaman mucho la atención a partir de sus conceptos estéticos. Su última creación es la EVE 2020, una moto que ¨tiene un aspecto muy hostil gracias al acabado oscurecido, la cubierta del motor y la cubierta delantera (…) se parece a un submarino o un misil, como un arma, en cierto modo. la caída de altura y la forma en que la moto es visualmente más pesada en la parte posterior aumenta la agresividad¨, destacó Daryl Villanueva, CEO de la empresa.
La EVE 2020 nació a partir de un motor Honda SuperSport de 1967, un impulsor semiautomático de 125 cc capaz de alcanzar los 110 km/h, que se combinó con varias soluciones un poco más actuales como un chasis es de acero prensado, artífice del bajo peso de la moto (140 kg); una horquilla invertida y modernos frenos de discos lobulados, además de un monoamortiguador anclado directamente al basculante.
Su aerodinámica carrocería está hecha a mano en acero inoxidable, al igual que el carenado delantero y la cubierta del motor que imita una turbina de avión. 
Aunque parezca sorprendente, esta moto está homologada para

Bandit9 es una empresa que ganó relevancia gracias a sus radicales diseños, que están lejos de lograr un gran rendimiento, pero que llaman mucho la atención a partir de sus conceptos estéticos.

Su última creación es la EVE 2020, una moto que ¨tiene un aspecto muy hostil gracias al acabado oscurecido, la cubierta del motor y la cubierta delantera (…) se parece a un submarino o un misil, como un arma, en cierto modo. la caída de altura y la forma en que la moto es visualmente más pesada en la parte posterior aumenta la agresividad¨, destacó Daryl Villanueva, CEO de la empresa.
La EVE 2020 nació a partir de un motor Honda SuperSport de 1967, un impulsor semiautomático de 125 cc capaz de alcanzar los 110 km/h, que se combinó con varias soluciones un poco más actuales como un chasis es de acero prensado, artífice del bajo peso de la moto (140 kg); una horquilla invertida y modernos frenos de discos lobulados, además de un monoamortiguador anclado directamente al basculante.
Su aerodinámica carrocería está hecha a mano en acero inoxidable, al igual que el carenado delantero y la cubierta del motor que imita una turbina de avión. 
Aunque parezca sorprendente, esta moto está homologada para ser utilizada en la vía pública y fue finalizada con varios accesorios personalizados como los apoyapíes, palancas y el cuadro de instrumentos, entre otros.

NOTA RELACIONADA:  Triumph lanzó un nuevo ajuste electrónico de altura para la Tiger 1200

Fuente/s:

Fuente/s: