BMW S 1000RR 2019: con la mente en el WSBK

La multinacional bávara presentó en el EICMA de Milán la tercera generación de su Superbike que se puso a punto tecnológicamente, entre otras cosas, para su regreso al mundial de velocidad basado en modelos de serie.
BMW S 1000RR 2019: con la mente en el WSBK

Con Tom Sykes y Markus Reiterberger como pilotos, y con la colaboración logística de la empresa japonesa Shaun Muir Racing, BMW regresará de manera oficial al World Superbike en el próximo año, campeonato en el que hará debutar a una de sus novedades develadas en el Salón Internacional de Milán, la S 1000RR 2019.
La mítica deportiva creada en 2009 atravesó su tercera renovación, signada por una parte de ciclo de mejor calidad y una electrónica a la altura de la importancia de un certamen internacional.
Por fuera, se nota fácilmente su novedosa estética, más aún en su parte frontal donde dejó atrás su característico doble faro asimétrico, para adoptar luces LED y un diseño más actual. Por dentro, en cambio, su motor mantiene la configuración de cuatro cilindros en línea que integra el nuevo sistema de distribución variable ShiftCam ya visto en la R 1250 GS. El propulsor promete un consumo 4% menor, un rango de utilización más alto y una potencia de 207 CV a 13.500 rpm, 8 CV más que su antecesora.
Más allá de que el bloque recibió un minucioso Restyling, tal vez el punto más fuerte de esta Superbike es la electrónica orientada 100% a su desempeño en circuitos: posee los modos de conducción Rain, Road, Dynamic y Race de serie (más tres modos Race Pro opcionales), el Dynamic Traction Control (DTC), sistema anti-wheelie, launch control y quickshiffter, entre otros.
Su chasis denominado Flex Frame y desarrollado en aluminio, intentará darle una nueva personalidad más ágil a la BMW S 1000RR, ya que modificó prácticamente todas sus geometrías, como el avance, el lanzamiento, una distancia entre ejes mayor y un reparto de pesos más eficiente. Además, bajó su peso total de 208 kg a 197 kg, lo que generará una relación peso/potencia muy competitiva.